domingo, 6 de marzo de 2011

EL BOTONES SACARINO: EL ESCARABAJO DE ORO (EDICIÓN ALEMANA)



Hace unos días llegó a mis manos un ejemplar de la edición alemana de El escarabajo de oro, álbum protagonizado por El botones Sacarino. El título en el país germano es “Die Ausgeflippten sind jetzt in ¨Agypten”.
A través de la entrevista realizada en este mismo blog a Lurdes Martín Gimeno (enero de 2011), sabemos que la realización de este álbum corrió totalmente a cargo de ella, quien nos contó al respecto:

“Sacarino y el escarabajo de oro", y esto es cierto del todo, es guion y dibujo míos.Totalmente. Además, lo dibujé para Alemania. Contratada por una persona que lo hizo sin permiso de Ibañéz. Podría haber ido a la cárcel si el autor me hubíera puesto una querella. Pero Ibáñez me conocía y me creyó a mí. Por cierto, la revendí a Bruguera. En aquellos años, el autor no trabajaba para la editorial.”

Sin saberlo, Lurdes creó unas de las aventuras apócrifas de Sacarino más celebradas. El guion, sin llegar al nivel de los de Ibáñez, articula una historia divertida, bastante entretenida y con un ligero atisbo de romance entre el botones y la princesa egipcia (algo inusitado en las historietas originales).

En cuanto al dibujo, Lurdes Martín se desenvuelve con destreza, aunque hay que decir que el coloreado de la edición española realza suficientemente su dibujo, que no sale tan favorecido con el color de la edición alemana, que le hace flaco favor a sus trazos.

Ignoramos si la autora escribió el guion directamente en alemán y luego se tradujo al español para su posterior edición en Bruguera o si, por el contrario, ella lo escribió en español y el traductor alemán hizo el resto. Sin conocer el idioma teutón, me resulta difícil calibrar la calidad de la traducción, pero sí he apreciado algunas diferencias, como la mención a Ibáñez en la viñeta seis de la página cuarenta y tres, que no aparece en la versión española.

En cuanto a la portada, encontramos una realizada para la edición española, obra de Juan Manuel Muñoz, tanto en el lápiz como en la tinta, dato que conocemos gracias al blog El rincón de Mortadelón. Sin embargo, y esto es lo desconcertante, la portada de la edición alemana lleva la firma de Ibáñez y, ciertamente, parece un dibujo del maestro.


Tras haberlo dilucidado durante un tiempo, encontramos opciones tanto para considerarla apócrifa o verdaderamente ibañezca. Sopesemos ambas:

a) A la hora de considerar la portada apócrifa, hemos de recordar que la firma de Ibáñez no es garantía de que el autor sea, realmente, el que haya dibujado la portada. De hecho, más adelante, mostraremos otras portadas claramente “negras” con firma del autor.

Tampoco ayuda la ligera desproporción del Botones con respecto al “Dire” y al “Presi”, pues la figura del muchacho parece ser demasiado grande en relación con las demás. El camello tampoco parece del tipo que solía dibujar Ibáñez en los años 80, sino que más bien parece sacado de la época de La máquina del cambiazo, a comienzos de la década anterior.

Por otra parte, y esto es lo más importante, si esta historieta se realizó sin su consentimiento, (tanto que Lurdes dice que podría haber tomado represalias legales contra ella), ¿por qué realizar una portada para su edición alemana?

b) También a favor de la autoría de Ibáñez de esta portada tenemos algunos argumentos. En primer lugar, y creo que es decisivo, cabe contemplar el movimiento y expresividad del “Dire” y el “Presi” a lomos del camello. El buitre que los acompaña, también parece característico de Ibáñez, y la expresividad de Sacarino (aunque algo desproporcionado), parece favorecer esta teoría.

Por otra parte, no sería la primera vez que Ibáñez realice portadas para las ediciones alemanas de álbumes hechos por otros. Esto ocurrió, por ejemplo, con Las criaturas de cera vivientes, obra de Casanyes.


En todo caso, me inclino a pensar que la portada que tenemos entre manos sí es de Ibáñez.

Adjuntamos otra imagen ampliada de la cubierta para que ustedes, estimados lectores, juzguen .


Será un placer leer sus opiniones.


Esta entrada está dedicada a Gariel, sin cuya intercesión no hubiera sido posible.

23 comentarios:

Iznogud dijo...

Parece realizada por Ibáñez no sólo por las expresiones y estilo de los personajes y animales si no por la inclusión de esos detalles curiosos de sus portadas (una momia que mira a lo lejos, un taxímetro en el camello, la cuerda de la radio de Sacarino, los cigarrillos por el suelo...)
Sí se tratase de un imitador sería de los buenos pues a simple vista parece un Ibáñez, pero analizándola con detalle...también.

Anónimo dijo...

1. Eso de "el país germano" para referirse a Alemania es tan ridículo como llamar a España "el país español".

2. Esto ya es personal, pero los guiones de Ibáñez son todos iguales, mientras que este ofrecía una historia de bastante más enjundia que cualquiera de Ibáñez.

3. La desproporción de Sacarino no creo que sea tal, sino que se debe a la perspectiva. Es una vista aérea, por lo que está más cerca que el Dire y el Presi que están a la altura del suelo.

Chespiro dijo...

Me consta que Sacarino, forzosamente, está más cerca. Sin embargo, no acabo de ver bien resuelta la proporción en la portada, será cosa mía.
Puesto que llegamos a la conclusión de que es de Ibáñez, ¿por qué habría de ilustrar la cubierta de un álbum realizado sin su consentimiento?

El Viejo dijo...

Está francamente bien para ser uno de los evangelios "apócrifos". De lo mejor de Sacarino, ¿no creen? Curiosas portadas.

Chespiro dijo...

Permitió que el personaje explorara fronteras que en la serie "oficial" ni siquiera se vislumbran.

Hergest dijo...

No conozco ninguna portada firmada con un F.Ibáñez que no sea de Ibáñez, por lo menos el lápiz, otra cosa es que la firma sea falsa y esa no lo es.
También hay que pensar en la posibilidad de que los alemanes no le pidieran al maestro una portada para esta historia, si no que le pudieron pedir una portada con Sacarino y los demás en el desierto.

Chespiro dijo...

En próximas entradas, amigo Hergest, te mostraré alguna portada con firma de Ibáñez realizada claramente por otros autores.
Saludos.

cartillero dijo...

A mi me parece claramente de Ibáñez, y como bien apuntábais más arriba, ya sabemos que Ibáñez realizó portadas para aventuras largas apócrifas publicadas en Alemania.

Y volviendo a la aventura en sí, yo creo que podría recuperarase hoy día, es d euna elevada calidad y altamente disfrutable.

Gracias nuevamente por tan buena entrada Chespiro!

Chespiro dijo...

La aventura, sin duda, es destacable. Lo que no sé es si se destruyeron los fotolitos (creo que sí) de gran parte de la producción brugueriana ajena a Ibáñez.

Anónimo dijo...

Esa portada es de Ibáñez sin ninguna duda, hombre. Ningún apócrifo, (ni siquiera Casanyes) le echaba tanta gracia a los dibujos y a los detalles.
Y lo de la desproporción de Sacarino, yo no la veo por ningún lado. Es cosa de la perpectiva, como bien han dicho por ahí arriba.

Kalitos

Chespiro dijo...

Pues por mayoría de votos: es de Ibáñez.

Bigotito dijo...

- Yo tambien pienso que es de Ibañez( recuerdo que los alemanes son celebres fans de Ibañez y que Ibañez les dedique una portada no tiene nada de malo ( aunque no te cobren por ello). Que risa , Sacarino con una novia egipcia ... ¿ tiene nombre ese personaje?.
P.D: Me alegra decir que en el nuevo comic del asunto de Chernobil aparece en la primera pagina nuestro querido Bestiajez...XDXDXDXD .

Chespiro dijo...

Solo es amago de romance, Bigotito. No recuerdo el nombre.
En cuanto a ese Bestiájez...dará mucho que hablar.
Saludos.

juanma dijo...

Hola soy Juan Manuel Muñoz y debo confirmar que en efecto la portada alemana es de Ibáñez sin duda.
Y por cierto si no me falla la memoria el entintado de ese album de Lourdes era mío así como de algún otro que hicimos entre los dos para Alemania, creo que para la editorial Condor Verlag.

Chespiro dijo...

Pues si quedaba alguna duda, queda disipada. Gracias, Juan Manuel.
Tal vez otro de los álbumes a los que te refieres es uno que no ha sido publicado en España y en el que los personajes de Sacarino van a los Estados Unidos, donde coinciden con Reagan.

Alfredo Sánchez dijo...

Enhorabuena por el artículo, Chespiro. Por cierto, “Die Ausgeflippten sind jetzt in ¨Agypten” significa algo así como: "Los flipados están ahora en Egipto", claro que, en castellano pierde la gracia al no rimar...

Chespiro dijo...

Había una cierta tendencia de los apócrifos de llevar al botones a Oriente, bien al lejano, bien al medio. Véase En el país del Petrodólar o El loco del Fuji-Yama.

cartillero dijo...

¿UNa apócrifa de Muñoz+Martín donde van a USA, interaccionan con Reagan... que no ha sido editada aquí?? Uau, ¿y ésta no ha sdo tradumaqueteada en algún lugar (CRG)????

Chespiro dijo...

Intuyo que el dibujo de la misma es de Lurdes Martín. No sé si el entintado de la aventura americana será de Muñoz. Es probable.
Inexplicable que no se haya editado en español.

Gariel dijo...

Enhorabuena por esta nueva entrada, amigo mío. Gracias también por la deferencia en nombrarme como "camello" para esta ocasión que sin duda la merecía.

Sabes que no apostaba un céntimo a que esa portada fuera original de Ibáñez, sobre todo por el detalle de Sacarino, que yo sí que lo veo mal proporcionado y porque este álbum se publicó sin su consentimiento.

Le doy las gracias a Juan Manuel Muñoz por haber zanjado esta polémica y aseverar la originalidad del maestro en esta tarea, pero ante nosotros un dilema aún mayor se cierne. ¿Por qué?

¿Pudiera ser una portada que se desechó para la versión Española y se aprovechó la coyuntura para adornar el cómic germano? ¿Podría Lourdes aclararnos este tema en caso de que le remitieras la pregunta?

Un abrazo y espero disertación sobre el siguiente Sacarino apócrifo, para mi gusto, muy muy interesante.

Chespiro dijo...

En verdad no me explico por qué Ibáñez ilustró una portada de una aventura que se hizo sin contar con él.
Puede que fuera por solicitud del editor alemán. En España, como apunté, la portada es la de Muñoz.

maginelmago dijo...

Interesante, aunque me he perdido con la viñeta excluida de la versión española. ¿Qué se puso en su lugar?

Y me recuerda a la viñeta de la gasolinera, ajena al resto de la historieta de Sacarino: En El País del Petrodólar.

(lo pongo para que hables un poco de esa viñeta, por si tú sabes o te hueles algo).

Chespiro dijo...

¿Viñeta excluida de la versión española? ¿Me puedes aclarar a qué te refieres, amigo Magín?
Me alegro de que la entrada te guste, pues sé que tú eres un defensor del Sacarino apócrifo, jeje.