lunes, 10 de mayo de 2010

28º SALÓN DEL CÓMIC

La semana pasada, concretamente del 6 al 9 de mayo de 2010, se celebró en Barcelona el 28º Salón del cómic en el que, como viene siendo habitual desde hace tres años, estuvo presente el blog Corra, jefe, corra, personificado por el autor de estas líneas. Esta vez, con compañeros de viaje tan gratos como Marcos (El Viejo, cuando postea por la blogosfera esa) y Easmo, asiduos lectores y futuros miembros activos del Foro de la TIA.

Nuevamente, tuve la oportunidad de encontrarme con la persona que da sentido a la existencia de este blog: Francisco Ibáñez Talavera, quien volvió a demostrar su enorme abnegación y capacidad de trabajo al atender paciente y alegremente a la larguísima hilera de personas que formaban fila para hablar con él unos segundos, conseguir su autógrafo y obtener uno de sus “monos”.





Como de costumbre, el encuentro con el maestro fue sumamente emocionante. Incluso antes de que llegara mi turno, tuvo la deferencia de dedicarme unas jocosas palabras relacionadas con la conversación que mantenía con su editor, Manuel de Cos. Una vez frente a frente, Ibáñez se asombró de la antigüedad del álbum de Sacarino que llevaba para que me firmara, mostrando interés, como es usual en él, por ver la fecha de edición del mismo.

A mi pregunta acerca de su vecino favorito de la mítica 13, Rue del Percebe (ahora nuevamente de actualidad debido al anuncio de La Casera, dirigido por Javier Fesser), Ibáñez se “mojó” (algo extraño en él) decantándose por el moroso del ático. Al contestarle yo que muchos quisiéramos parecernos a dicho personaje, Ibáñez respondió que tal vez no fuera lo más adecuado, pues su referente real hace años que ya no está con nosotros, en clara alusión a Manuel Vázquez, el genial autor que ha ocupado un lugar tan destacado en esta edición del Salón. Inmediatamente después, Ibáñez, tan poco dado a la concisión en sus respuestas, reculó puntualizando que, en realidad, de la 13, Rue del Percebe le gustaban “todos, todos, todos”.




Con respecto a sus proyectos, comentó haber terminado ya “el dichoso mundial” (en referencia a la inexorable e inminente entrega futbolística de Mortadelo y Filemón) y estar inmerso en uno relacionado con los tejemanejes no siempre limpios de algunas alcaldías, en una clara referencia a la actualidad socio-política de nuestro país; aunque, como señaló el autor, “hay que andarse con cuidado con este tema”.

Selló la conversación con una carcajada y una cara de El Botones Sacarino, personaje que le pedí que me dibujara en un ejemplar de Valor…¡Y al toro! (1970), uno de mis títulos favoritos de la colección. Del mismo modo, accedió a dibujar un Mortadelo “sabihondo” (según sus propias palabras) para mi gran amigo Manuel Fernández, que, aunque no pudo estar en el Salón, es un seguidor con solera de las andanzas de nuestros entrañables burricalvos. Como siempre, Ibáñez mantuvo la sonrisa no solamente durante estas conversaciones con los primeros de la fila, sino también con los niños y adultos que solicitaban sus dibujos más de dos horas después.





Otro de los grandes alicientes de esta edición del Salón fue la presencia de Jan, el padre de Superlópez, quien también atendió con humilde amabilidad a la no desdeñable cola que aguardaba su firma. Fue un absoluto privilegio poder contemplar en directo cómo el genial dibujante ejercía su profesión con una destreza que aunaba un indiscutible dominio técnico con una naturalidad envidiable. De este modo, trazó a lápiz esta magnífica dedicatoria del álbum La biblioteca inexistente (2009).



A su lado, estaba también el editor Manuel de Cos, hermano del clásico guionista de Bruguera Jesús de Cos (al que dedicaremos una entrada próximamente), que nos invitó a aprovechar la presencia de Jan en el Salón, pues el autor se suele prodigar mucho menos que Ibáñez en este tipo de eventos. Fue irresistible la tentación de preguntarle al señor de Cos por la caricatura que Ibáñez hace de él en el álbum ¡Rapto tremendo! (2003), obra en la que, como le hice notar a mi interlocutor, el padre de Mortadelo y Filemón arremete sarcásticamente contra distintos miembros de la redacción, incluido él mismo. Manuel de Cos catalogó esto como algo inherente al estilo de Ibáñez y consideró un honor aparecer en las páginas del maestro. Igualmente, destacó su predilección por la etapa más clásica de Ibáñez, con álbumes como Contra el gang del “Chicharrón” (1969), El caso del bacalao (1970) y, especialmente, Valor…¡Y al toro!





Del mismo modo, no podían faltar al día siguiente otro de los platos fuertes del Salón para los amantes del humor: la firma al alimón de Joaquín Cera y Juan Carlos Ramis, quienes se vieron arropados por muchos de los miembros del Foro de la TIA, así como por otros fans deseosos de sus dibujos y rúbricas. Cera me dedicó un Pafman en el álbum 1944 (2008), no sin demostrar cierta extrañeza cuando le comenté que me habían dicho que se trataba del mejor (o uno de los mejores) de su producción. El autor confesó que para él el mejor álbum es siempre el último, lo cual resulta una muestra de su profesionalidad y de su afán por dar siempre lo mejor de sí en cada trabajo. Igualmente, ironizó acerca del “record” de formatos que Pafman ha experimentado (y va a experimentar) en los últimos años.






Igualmente, Ramis me dedicó un dibujo del que, en mi opinión, es su mejor criatura, Alfalfo Romeo. Aunque confesó que no se acordaba exactamente de cómo dibujar al personaje, lo complementó con el simpático chino malayo Samuel. Comentó también no perder la cabeza por el hecho de ser acreditado en la realización para las distintas guías de Mortadelo y Filemón, pues últimamente se considera algo desconectado del medio. Ante las preguntas acerca del titánico trabajo que debe suponer la realización de estas guías en cuanto a búsqueda de material, imágenes, etc., dijo disponer de un archivo organizado que le facilita la labor. Asimismo, afirmó tener este blog, Corra, jefe, corra, en “Favoritos”, pues de vez en cuando es necesario proveerse de imágenes concretas que pueden hallarse aquí o en otros blogs, noticia que resultó un enorme honor.




Como viene siendo también habitual, tanto Ramis como Cera accedieron a hacerse una foto de grupo con algunos de los miembros del Foro de la TIA, tradición que ya se va pareciendo a los anuarios de graduación de los institutos y universidades. Como Cera indicó, “nos vamos a ver envejecer” unos a otros. En este apartado, resulta imprescindible agradecer la deferencia de estos dos autores a la hora de conversar con todos nosotros con el afecto y la amabilidad que los caracteriza. Fue un honor que nuestras caras ya les suenen de un año para otro, en lo que coincidieron los dos, al igual que en el hecho de señalar que sus fans son pocos (eso es relativo), pero fieles.



En cuanto a lo demás, cabe destacar una breve pero intensa conversación con Óscar Jaenada, quien tendrá la difícil misión de interpretar a Mario Moreno, mi Cantinflas, en la película sobre su vida que se va a realizar en México próximamente. Su presencia se correspondía con la exposición “Cómic y cartelera”, que subrayaba las relaciones entre el medio del cine y el noveno arte. El actor, sumamente amable, reconoció estar preparándose concienzudamente el papel, pues le supone mucho respeto interpretar a un monstruo de la pantalla como fue Mario Moreno. Estamos seguros de que saldrá airoso de este reto.

Además de las múltiples compras a las que no nos pudimos resistir, resulta imprescindible dedicar unas palabras a los miembros del Foro de la TIA y otros blogueros que, junto a los citados Easmo y Marcos, hicieron de mi estancia en Barcelona una experiencia tan agradable como siempre. A unos ya los conocía, a otros los “descubrí” en el Salón; con unos pude convivir más, con otros menos… Pero todos ellos contribuyeron por igual a que me sintiera como en el Salón…de mi casa. Aun a riesgo de alguna omisión imperdonable (culpen a la memoria, que no al corazón), resulta imprescindible nombrar a Kaximpo, Señor Ogro, Goe, Omen_666, Zazu, Zorro Aullador, Pirluit, Mortadelón, Óscar+AB, Magin, Hergest, Cartoon Network, Hediondo, Taradete, etc. El 50% de las alegrías derivadas de mi visita al Salón lo proporcionó mi convivencia con ellos.




Espero que podamos vernos todos (y los que no han podido venir esta vez) el año que viene.

Y ahora…¡A disfrutar de los tebeos!

18 comentarios:

Raúl dijo...

¡Menudos trofeos! Un Saló que será recordado por el retorno de Jan, después de varios años. Sueño con poder acercarme allí pronto (por primera vez) y no sólo conocer a tan grandes historietistas, de los que soy admirador, sino también para compartir un momento con los foreros. Lo tengo pendiente.

Gracias a un forero, pude obtener hace un mes un dibujo firmado por el gran Ibáñez.

Y ya sabemos la temática del álbum que saldrá en otoño. A Ibáñez se le nota, aparentemente, muy mayor, pero lleno de humor y de energías en su interior.

Chespiro dijo...

Sí que lo está, Raúl. Será un placer verte en próximos salones o eventos, sinceramente.

Mortadelón dijo...

Un saludo, Chespiro. Te perdí de vista una vez que saliste de la cola de Ibáñez.
Gracias a ti y a los otros amigos mortadelianos tengo un año más una nueva dedicatoria.
En cuanto resuelva unos problemas técnicos la pondré en el blog, que es muy curiosa.

Chespiro dijo...

Intrigados nos tienes, Mortadelón. Un placer haberte visto de nuevo.

Chespiro dijo...

Intrigados nos tienes, Mortadelón. Un placer haberte visto de nuevo.

Anónimo dijo...

Soy el aludido Manuel Fernández, atesoro ese autógrafo gráfico de Ibáñez que me proporcionó en este salón el camarada Chespiro como un incunable. Como dicen los monumentos a los héroes de la I Guerra Mundial: la patria agradecida, en este caso, Manolo Fernández agradecido.

Chespiro dijo...

Quite, hombre, quite, porque usted lo vale.

jolumosa dijo...

Menuda envidia tengo de usted, amigo Chespiro. Enhorabuena. A ver si yo puedo conseguir pronto una dedicatoria del maestro Ibáñez en futuros eventos.

Chespiro dijo...

Todo es tener la oportunidad de poder acercarse a una de sus firmas. Una oportunidad muy grata, sí señor.

Hergest dijo...

Estupenda cronica Chespiro, haber si Ibañez se pasa por tu ciudad y nos vemos por alli, que me pilla cerca.

Chespiro dijo...

O por la tuya, Hergest, que veo que estás más al tanto de las rutas de firmas de Ibáñez que yo, jeje.
Ya sabes, avisa si ves algún sitio cercano para ambos.
Saludos.

ZaZu dijo...

Magnífica entrada Chespiro.
Enhorabuena por el blog, completito, completito... ahora que sé que existe me pasaré a menudo para estar bien informada. Un saludo!

El Viejo dijo...

Sobresaliente entrada, un repaso completísimo a todo lo que fue el salón del Cómic, de verdad, he disfrutado mucho con ella, celebro ver la cantidad de comentarios, no es para menos.

En cuanto a la inmerecida mención, agradecerla sinceramente, pero me sentí un estafador el pasado fin de semana, todo el rato pasándolo pipa y conociendo a gente a la que admiro mucho y con una compañía tan grata.

pd: Ya de futuros nada, oficialmente estamos en el Foro de la TIA, jejeje

Chespiro dijo...

Será un placer verte por aquí, Zazu.
El Viejo, tu posdata me llena de alegría.

Mortadelón dijo...

Hola, gran trabajo...

Chespiro dijo...

Reitero mi agradecimiento telefónico, Mortadelón.

maginelmago dijo...

Fugaz pero interesante encuentro. No es fácil hablar sobre coleccionesole con nadie. Recuerdo que dije: "me leí tu fanzine".

Le pudiste preguntar a Ibáñez. Y te respondió y todo, el tío.
Felicidades.

Chespiro dijo...

Como siempre, interesante el encuentro, Magin. Parece que el año pasado fue ayer...pero no.
Me alegro de que leyeras el fanzine, aunque últimamente estoy en huelga de lápices caídos.
Un abrazo.